Este proyecto, de vinculación con la sociedad, beneficia a 5 mil personas de manera directa y 20 mil indirectamente.

El Fondo Italo Ecuatoriano para el Desarrollo Sostenible (FIEDS), la Universidad Nacional de Loja (UNL) y el Ministerio de Salud Pública (MSP) ejecutan el proyecto “ProSalud Frontera Sur” en coordinación con Gobiernos Municipales y con el apoyo de otras instituciones públicas y privadas.

La UNL, a través de su Dirección de Cooperación Internacional, participó de la convocatoria abierta realizada por el FIEDS para el financiamiento de proyectos de desarrollo para contribuir en la reducción de la pobreza e innovación del aparato productivo y la dotación de condiciones básicas para la vida digna de la población ecuatoriana y de las personas en situación de movilidad.

“Con un equipo multidisciplinario trabajamos y presentamos la propuesta, fuimos la universidad que ganó el concurso en colaboración con el MSP”, indica Jaime Santín, responsable de Cooperación Internacional de la UNL. La iniciativa inició en enero de este año y tiene vigencia 30 meses. “El Alma Máter, además, apoyará con equipos de investigación de las carreras de las Facultades de la Salud y Jurídica”, destaca Santín.

El proyecto enfrenta a la creciente vulnerabilidad en los derechos al acceso seguro a la salud y de oportunidades económicas de venezolanos en movilidad y de la población receptora, en Huaquillas y Macará; y su incidencia en la frontera norte del Perú (Aguas Verdes-Suyo).

En este sentido, se fortalecerá y ampliará los servicios que presta la Red Integral de Salud Pública a nivel individual, familiar y comunitario -en los dos cantones ecuatorianos- con una inversión que superará los 135 mil dólares.

“Los recursos servirán para el equipamiento y readecuación del Centro de salud La Paz y Centro Binacional de Atención en Frontera (CEBAF) en Huaquillas y centro anidado del hospital básico de Macará. Estos serán los primeros resultados de la ejecución del proyecto”, dijo Karina Córdova, responsable de Prosalud.

Como avances del proyecto está la generación de las políticas locales saludables, emprendimientos productivos e implementación de planes de negocio que mejorarán los ingresos económicos familiares de la población migrante y residente. Así mismo, del 10 al 12 de febrero, se desarrolla el primer taller de diagnóstico y caracterización del perfil epidemiológico de las zonas de influencia de intervención.

Frente al cierre de fronteras y del paso a Perú, por emergencia de movilidad ante la pandemia, el proyecto ProSalud en coordinación con el FIEDS entregará un kit de ayuda humanitaria a los cerca de 800 migrantes que se encuentran en Macará y Huaquillas, dotación que está prevista para la segunda y tercera semana de marzo.

RECUADRO

ProSalud Frontera Sur

  • $850.000 inversión total
  • 30 meses es el plazo

2 meses lleva de ejecución

Por admin